Lo que oigo es su amor

perros de señal
Foto: Efrén Victoria

¿Alguna vez has escuchado sobre los perros de señal? Aquí puedes conocer una historia, acerca de uno de ellos

Tapa tus oídos con tus manos y pide a alguien más grande que ponga sus manos encima de las tuyas. ¿Escuchas algo? Muy poquito, ¿verdad? Así escucho yo.

Por eso en mi casa parece que estoy sola, porque no escucho a los vecinos, ni los ruidos de la calle, ni el timbre y a veces tampoco el teléfono. En la calle no escucho cuando alguien me habla y parece que soy una señora grosera que no voltea, que no responde un saludo ni hace caso. Los automovilistas tocan su claxon para que atraviese la calle más rápido, pero ni puedo caminar más aprisa ni sus bocinas me molestan porque sí, soy un poco sorda. Pero eso pasaba antes de ese día, antes de conocerla a ella ¡y a sus superpoderes!

Resulta que caminaba muy distraída cuando, de repente, un poderosísimo ladrido, como un viento de huracán, me arrojó hacia atrás despeinándome y enchuecando mis anteojos.

En ese instante sentí pasar frente a mí un auto a gran velocidad. El corazón casi se me paraliza, estuve a un pelito de ser atropellada, pero una perrita con antifaz, botas y capa, parada en la banqueta de enfrente, me detuvo.

Nos quedamos mirando; con los rayos de sus ojos pudo ver que yo vivía sola, que no escuchaba bien, con sus poderes telepáticos me dijo que ella también estaba sola y no tenía dónde vivir. No fue necesario hablar, nos acercamos, acaricié su hermosa cabeza, me sonrió́ y caminamos juntas hasta casa.

Ahora ella, con sus ladridos poderosos, me avisa cuando suena el teléfono, cuando alguien toca a la puerta e incluso me dice con ladridos diferentes si es uno de mis hijos o algún desconocido. Se adelanta por mí para prender la luz del pasillo y, de alguna manera, tal vez con sus poderes telepáticos, responde a mis preguntas mientras hablamos.

En realidad nunca usó antifaz, ni botas, ni capa, pero sus poderes han salvado mi corazón.

Nota: Relato incluido en Animales de la Nada (Ludens Global/Funeral Pet), que incluye 10 historias ilustradas de animales rescatados de la calle, adaptadas por escritores e ilustradas por 10 artistas visuales mexicanos.

Escrito por Martha López Romero y Gerardo Castillo.

Te puede interesar: arma poderosa es el video